23 julio, 2017

Por Hernán Brienza//Sobre la Violencia Política…

Disculpen si ofendo a alguien con mi post sobre la dinámica de la violencia política en la Argentina. Y creo que en algunos casos fue malinterpretado.
Esto es lo que veo, un país polarizado y fragmentado… No hace falta que sean dos bloques de 50 y 50 para que se generé cualquier tipo de enfrentamiento… basta con que haya dos polos y una lógica centrífuga para que la democracia corra peligro… Las provocaciones, los desprecios, los odios, incluso hechos por un presidente, son síntomas que no se pueden dejar pasar por alto. Lejos de estar loco, o de decir barrabasadas, estoy demasiado cuerdo… Y noto el caldo de cultivo para nuevas violencias ¿O no es violencia entrar en un comedor a los tiro? ¿O no es violencia tratas de choriplaneros a los opositores? ¿o no es violencia y desprecio tratar pelotudos al 51 por ciento?
Es necesario advertir sobre esto…Hay que desarticular la lógica amigo-enemigo, hay que salir de la lógica binaria, del blanco o negro… y hay que impedir que la use el poder real y formal que hoy está en el gobierno, porque son ellos los que más posibilidad tienen de ejercer esa violencia… En todo enfrentamiento civil -que no significa guerra civil necesariamente- pierde el más débil y los cuerpos los ponen los pobres… Hay que ser cuidadosos e inteligentes… Entrar en la dinámica de la violencia es entrar en la lógica que está proponiendo el Macrismo… Hay qué bancársela, la gente lo votó… Agitar discursos rupturistas -decir que el gobierno tiene que caer, que lo vamos a tirar- es hacer el caldo gordo a las posibilidades de autogolpe del gobierno y que pueda justificar la represión que desean para ejercer su dominio. Una cosa es ser revolucionarios y otra es ir como corderitos al degüello.
Este es el peor gobierno que vi desde la dictadura. Es un gobierno prepotente, autoritario y cosificador -yo he mismo he sido personalmente demonizado por los medios de comunicación- de la oposición, es decir no le da entidad, la quiere hacer desaparecer, miren si no el trato que le da al kirchnerismo desde la justicia y los medios de comunicación… En el inicio de la Asamblea legislativa dijo: “No dialoguemos con los que no quieren el cambio”, es decir “monologuemos, ellos no tienen derecho a dialogar con nosotros”…
A pesar de este diagnóstico, es necesario evitar nuestras propias violencias internas y oponer más política a la violencia simbólica y física que propone el gobierno. No hay que permitir que nos utilicen para justificar su violencia… Ellos, que son un demonio, necesitan que nosotros nos convirtamos en otro demonio… Porque se sabe, la lógica de los Dos Demonios siempre justifica la violencia brutal de los que tienen el poder real y la represión de aquellos que no lo tienen…

De su página de Facebook

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*