5 diciembre, 2016

El Papa Francisco teme un estallido en el Conurbano

El Papa Francisco está sumamente preocupado por la situación de pobreza y marginalidad que se vive en el Conurbano bonaerense a partir de los brutales aumentos de tarifas, alimentos y transporte. Casi diariamente habla con “sus muchachos”, como le gusta llamar a los curas que trabajan en los barrios más humildes.

Más allá de los curas que tienen una Opción por los Pobres, como es el caso del Padre José María Di Paola, conocido como Padre Pepe que vive en la villa La Cárcova, en el municipio de San Martín, acostumbra a conversar seguido con Carlos Accaputo, que está a cargo de la Pastoral Social de Capital Federal.

Días atrás, llamó a Eduardo Duhalde para pedirle una opinión sobre la situación social del Gran Buenos Aires y así lo viene haciendo con otros dirigentes políticos y sociales.

Desde principio de año crece la asistencia a los más necesitados y los comedores populares y  parroquiales. “Está al tanto de que en los comedores aumentó en más del 50 % la necesidad de un plato de comida, ya no sólo para los niños sino para familias enteras”, dice un sacerdote cercano a su santidad.

El Papa habló con funcionarios del gobierno en marzo y les pidió que reediten la Mesa de Diálogo con todos los sectores, pero el presidente Mauricio Macri se opuso. Desde la Rosada señalaron que con las paritarias y la llegada del segundo semestre todo se iba a solucionar. Nada de eso ocurrió: no hubo segundo semestre benéfico y el aumento desconsiderado de las tarifas de luz, gas y agua agudizó la crisis social.

El Papa apoyó la marcha  que hoy realizan los movimientos sociales y que parte desde San Cayetano hasta Plaza de Mayo, con la consigna de Pan, Paz y Trabajo más Tierra, Techo y Trabajo. En la columna central estará la Pastoral Social de la Iglesia, sacerdotes  y los Misioneros por Francisco, más allá de los movimientos sociales como la CTEP, Barrios de Pie y la Corriente Clasista y Combativa.

El Papa Francisco recibirá al presidente Macri el próximo 17 de octubre. Allí le planteará las preocupaciones sobre la explosiva situación social  que viven los argentinos. Le recordará que la paz está en peligro cuando escasea el pan y no hay trabajo. ¿Lo entenderá el presidente?

 

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*