26 febrero, 2020

El libro de Cristina Kirchner y el arte de la guerra de Sun Tzu

Por Julio Fernández Baraibar. La idea del libro de Cristina Kirchner ha sido verdaderamente genial. Digna de Sun Tzu, el autor de El arte de la guerra, un libro escrito aproximadamente 2.500 años en la antigua China, a quien me tomé el trabajo de repasar para observar que por lo menos estos consejos han sido seguidos en este sensacional movimiento táctico:

-Si haces que los adversarios no sepan el lugar y la fecha de la batalla, siempre puedes vencer.

-Nunca se debe atacar con cólera y con prisas. Es aconsejable tomarse tiempo en la planificación y coordinación del plan.

-Puedes ganar cuando nadie puede entender en ningún momento cuáles son tus intenciones.

-Las operaciones secretas son esenciales en la guerra; a través de ellas se basa el ejército para hacer todos sus movimientos.

-Deja que tus planes seas oscuros e impenetrables como la noche, y cuando hagas tu movimiento, golpea como el rayo.

-Aquel que puede modificar sus tácticas en función de su oponente y así conseguir la victoria, podrá ser llamado capitán nacido del cuerno del cielo.

-Ataca cuando no estén preparados, muéstrate cuando no eres esperado.

-Un rasgo de un gran soldado es que pelea en sus propios términos o no pelea.

2 Comments on El libro de Cristina Kirchner y el arte de la guerra de Sun Tzu

  1. Inteligente y muy acertada referencia.
    Por otra parte, Cristina muestra una vez más su calidad de estadista al identificar a Macri con el caos en vez de llenarlo de calificativos que sólo convencerían a los convencidos pero que harían más empecinados a los adversarios.
    Con lo del “caos”, lo mismo que Lula al llamar a Bolsonaro “loco”, nuestros dos grandes estadistas latinoamericanos les mueven el piso a los que pretenden dividir el mundo entre “populistas anárquicos” y “neoliberales serios”.
    Queda bien claro quienes son los serios y quienes los anárquicos.

  2. Pareciera que el problema de una sociedad con dirigentes sin eje en la ética, la moral, no ve sus problemas más evidentes y se pierde en discusiones que no ayudan a crear una comunidad sin “perdedores”.

Deja tu comentario

Your email address will not be published.


*