12.2 C
La Plata
29 mayo, 2024
PROVINCIA

Kicillof, cada vez más convencido sobre la conveniencia de desdoblar las elecciones en la Provincia

Axel Kicillof no descarta desdoblar los comicios en la provincia de Buenos Aires, y de esa manera  romper con la tradición en territorio bonaerense. La cuestión viene siendo debatida desde el momento en que Cristina Kirchner anunció oficialmente que no sería candidata en ninguna boleta para las elecciones de este año.

No son pocos los que se preguntan si el gobernador se tienta con la ola de triunfos que vienen registrando los oficialismos provinciales que fueron por separado.

“Nuestras leyes nos permiten hacer la elección desdoblada. Es posible”, dijo Kicillof días atrás, como una manera de seguir apostando al suspenso. De ser así, se sumaría a las 17 provincias que este año votan (o ya votaron) de manera desdoblada.

Además, sabe que la facultad para fijar la fecha de las elecciones para elegir gobernador, legisladores, intendentes, concejales y consejeros escolares es de él, y está a mano con un decreto. A diferencia de las PASO no debe modificar ninguna ley para desenganchar las elecciones, algo que complejizaba un desdoblamiento de las Primarias, teniendo en cuenta que no dispone del número necesario en la Legislatura para enfrascarse en una negociación que iba a ser frenética y de costos políticos impredecibles.

Desde el entorno de Kicillof, quienes lo alientan con esta alternativa no dejan de subrayar: “Ojo, porque si tenés un buen triunfo en la Provincia en la previa de la elección nacional, puede ser un impulso importante”.

A esto hay que sumarle que, salvo en el caso de Neuquén, en todas las provincias en las que ya hubo elecciones, se impusieron los oficialismos locales.

Kicillof juega con los tiempos. Tiene tiempo hasta 90 días antes de la fecha de elección para definir qué hacer. Y se comenta que hasta tienen una fecha en la cabeza para celebrar los comicios si finalmente se opta por el desdoblamiento: el 24 de septiembre o el 1 de octubre.

En ese sentido, cerca del mandatario salieron a defender el posible adelantamiento como una estrategia que serviría para -triunfo previo mediante en Buenos Aires- empujar a la coalición oficialista en la pelea nacional. “Un desdoblamiento en la Provincia y un triunfo de Axel podría apuntalar la boleta del Frente a nivel nacional”, sostuvo el Jefe de Asesores bonaerense, Carlos Bianco.

De todas maneras, quien tiene la última decisión no es él sino su jefa, Cristina Kirchner, y si bien un desdoblamiento beneficiaría al gobernador, terminaría perjudicando al candidato a presidente del Frente de Todos.

La ausencia de la vicepresidenta en la boleta es un factor clave para quienes defienden la idea de “alambrar” la provincia de Buenos Aires, intentando asegurar la reelección de Kicillof despegándose de la suerte del postulante presidencial del FdT.

Mientras tanto, se van sumando los intendentes radicales que le pidieron al gobernador que evalúe la posibilidad de desdoblar los comicios provinciales de los nacionales. La principal razón que moviliza a los jefes y jefas comunales de Juntos por el Cambio a evaluar su apoyo a la decisión, tiene que ver con la interna que también impacienta los ánimos en la alianza opositora.

“La mayoría quiere despegarse de esa situación”, señalan en referencia al debate que enfrenta a Horacio Rodríguez Larreta y Patricia Bullrich, y que inevitablemente pega de lleno en la unidad que pretenden desde el territorio.

“El razonamiento que ellos hacen es que o van en la boleta de Larreta y Diego Santilli o en la de Patricia Bullrich y Néstor Grindett, y eso termina complicándolos en sus distritos”, admitieron.

Hay un dato no precisamente menor, y es que, ante el temor de los intendentes de JxC de perder su sillón, podrían terminar arreglando con el Kicillof y militar el corte de boleta. “Los intendentes de Juntos no están mal con Kicillof”, aseguran desde Juntos por el Cambio. Eso sí, después, le pasarían a cobrar la jugada al gobernador.

Si Kicillof al final decide desdoblar, lo cual debe leerse como que su jefa CFK alienta esa jugada, será sin duda porque algún cálculo permite pensar en un escenario de victoria peronista. Alentaría ese optimismo el hecho, político y aritmético, de que la provincia de Buenos Aires no tiene ballotage, por lo que se gana por diferencia de un voto.

 

 

 

 

También en info135

Kicillof inauguró el Espacio Jauretche en la Casa de la Provincia de la Ciudad de Buenos Aires 

Alfredo Silletta

Bianco: “Solo la crueldad explica algunas de las acciones del Gobierno nacional”

Alfredo Silletta

Kicillof y Alak participaron del Tedeum en la Catedral de La Plata

Alfredo Silletta

1 comentario

Salir de los comentarios