25 febrero, 2020

A Macri se le viene la noche: la Justicia allana las oficinas de Ausol por los negociados con los peajes

En el marco de la causa en la que más comprometido está Mauricio Macri, la Justicia dispuso hoy una serie de allanamientos simultáneos en las oficinas de Autopistas del Sol, Acceso Oeste y Natal, la empresa a la cual Socma -la compañía emblema de la familia del ex presidente- le vendió sus acciones de las firmas concesionarias.

El objetivo del juez Rodolfo Canicoba Corral, apunta a Investigar si existieron negociaciones incompatibles y fraude al Estado.

La causa se centra en determinar el negociado de los peajes del Acceso Oeste y de la Panamericana, cuya beneficiaria fue Socma. Además de Macri, su ex ministro de Transporte, Guillermo Dietrich; el ex titular de Vialidad Nacional, Javier Iguacel y el ex jefe de la cartera de Hacienda, Nicolás Dujovne, están cada vez más complicados.

Concretamente, en los allanamientos ordenados por Canicoba Corral, se busca documentación sobre lo que fue la escandalosa prórroga del contrato sin licitación en beneficio de Ausol y de Socma, dueña de parte de las acciones.

En los procedimientos buscan -entre otras cosas- pruebas sobre la integración societaria de la concesionaria; documentos respecto del reconocimiento para Ausol de los 500 millones de dólares por parte del Estado y las condiciones en que fue vendida la participación del ex presidente en la compañía beneficiada por sus políticas.

Es que la empresa Autopistas del Sol S.A. se había acogido al blanqueo de capitales, logrando la extinción de una denuncia penal por millonaria evasión impositiva cuando la familia Macri todavía era accionista de la concesionaria mediante Sideco, del Grupo Socma. De manera vergonzosa, el gobierno macrista le reconoció a la empresa un reclamo por 500 millones de dólares, posterior a que la empresa amenazara con denunciar al Estado ante el CIADI por supuestas pérdidas por atrasos tarifarios.

La causa, que comenzó a mediados del año pasado, ganó impulso con las declaraciones de varios testigos, entre ellos el propio el ex procurador Carlos Balbín, la ex titular de Jurídicos de Vialidad, Julieta Ripoli; y el ex titular del extinto Órgano de Control de Conseciones Viales (OCCOVI), Rafael Gentili. Luego de los allanamientos, será el turno de las primeras indagatorias.

Un hecho que podría comprometer todavía más a Macri, fue la “ayuda” que buscó darle Laura Alonso, entonces a cargo de la Oficina Anticorrupción, al recomendarle que no firmara el decreto que habilitaba la renegociación de la concesión.

Por ese motivo, quien puso la rúbrica en aquel momento fue la ex vicepresidenta Gabriela Michetti. Al respecto, desde el juzgado afirmaron que “queda claro que en todo el proceso actuó el Poder Ejecutivo, que es unipersonal. Y con la excusacion de Macri recomendada por Alonso, entonces está admitido que tenían intereses”.

Si te gustó esta nota, mándasela a tus amigos de WhatsApp

Deja tu comentario

Your email address will not be published.


*