26.7 C
La Plata
25 febrero, 2021
PAÍS

El macrismo presiona para que vuelvan las clases como sea, pero los docentes reclaman garantías

Mientras desde el macrismo crece la obsesión por volver a las clases como sea, a pesar del constante crecimiento de contagios de Covid, y el ministro de Educación, Nicolás Trotta, reitera su mensaje en cuanto a la necesidad de “lograr maximizar la presencialidad en las 24 provincias”, los representantes gremiales de los docentes ratifican que no van a acompañar el inicio de las clases en las aulas si no están dadas las condiciones sanitarias para garantizar un ambiente seguro en las escuelas, ante el repunte de casos de coronavirus.

El ejemplo de esta postura lo representa el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, que confirmó esta mañana que hay un “rebrote de casos” de coronavirus en la Ciudad, pero advirtió que mientras se lleve a cabo la vacunación contra la enfermedad continuará el plan de regreso a las aulas. Para eso, “apelo también a la responsabilidad individual”.

“La educación es prioridad total”, afirmó Larreta y ratificó su intención de comenzar las clases presenciales el 17 de febrero “con la mayor presencialidad posible”. “No hay nada más importante para nosotros que la educación y poder volver a clases”, sostuvo el jefe de Gobierno y dijo que ya tienen los protocolos para poder llevarlo a cabo.

“Si el Estado no se hace presente, se diluyen las chances de ir a la presencialidad en todo el país. Entendemos que hay que hacer un trabajo con fuerte presencia del Estado. Si seguimos así, estaremos transitando un ciclo lectivo sin educación como en 2020, que fue un año perdido porque cuando queda un solo chico afuera, el año ya está perdido”, dijo Sergio Romero, secretario general de la Unión de Docentes Argentinos (UDA).

En la ciudad de Buenos Aires, Mariana Scayola, secretaria general del gremio Ademys, remarcó las prevenciones: “Vemos muy difícil una vuelta a la presencialidad. En el marco del aumento de la curva de contagios, el Gobierno tiene una política de convivencia con el virus, pero no están garantizando las condiciones sanitarias para esa presencialidad”.

Por su parte, el secretario gremial de la Confederación de Trabajadores de la Educación (CTERA), Eduardo López, dijo: “A mí me causa gracia, tristeza y dolor que Horacio Rodríguez Larreta y Mauricio Macri me apuren diciéndome que quieren abrir la escuela. Los mismos que niegan la vacuna y que maltratan a los médicos, son los mismos que quieren abrir las escuelas. Es de locos”.

En tanto, María Laura Torre, secretaria general adjunta del Suteba, indicó que “lo primero es el cuidado solidario y colectivo de todos los bonaerenses. Hoy, cuando se habla de presencialidad, no la podemos imaginar de la misma manera que antes, porque tampoco es igual en el resto de las situaciones”.

En las últimas horas, en medio de las recorridas de Trotta por las provincias y los reparos de los gremios docentes, Mauricio Macri cuestionó al Gobierno por su política educativa en medio de la pandemia, y reclamó que “se abran las escuelas”.

El ex presidente recibió una dura respuesta a través de un comunicado de Ctera, con las firmas de Sonia Alesso, secretaria general, y Roberto Baradel, su adjunto.

“¡No tienen vergüenza!”, señalaron, en alusión a Macri y su gobierno. Pero, en el marco de esa reacción, convalidaron las preocupaciones ante el repunte de casos. “Esos personajes parece que no se informaron sobre un segundo brote en Europa, sobre el aumento de casos de Covid-19 en niños y jóvenes”, señalaron, para completar: “En estos tiempos de pandemia, las condiciones de salud, el cumplimiento irrestricto de los protocolos y las condiciones de higiene y salubridad en las escuelas deben ser una prioridad para el regreso a la presencialidad”.

El mensaje final es aún más determinante: “No podemos permitir que se juegue con la salud, con la vida de la comunidad educativa”.

En los últimos días, Trotta recordó que la decisión de la modalidad con la que regresarán las clases es una prerrogativa de las provincias. Sobre ese punto, Romero planteó que “se va a producir una profunda grieta” entre los distintos distritos, donde lo político se cruzará con lo sanitario. Además, advirtió: “Hoy tenemos un sistema educativo quebrado: en cada provincia se pagan distintos salarios y los contenidos también varían de una a otra. Ahora se va a resquebrajar más y se van a formar distintos jóvenes según la región, lo que podría traer consecuencias muy serias”.

Reapareció Macri para pedir que “abran las escuelas” y agitar la grieta una vez más

También en info135

Sin límites para mentir, los medios dicen que el Gobierno busca jubilar de prepo al fiscal que investiga el “vacunatorio VIP”

Eduardo

La denuncia de Carrió por “envenenamiento” la tiraron al tacho de basura

Alfredo Silletta

Fernández: “Que los fiscales empiecen a investigar los delitos del macrismo”

Alfredo Silletta

1 comentario

Fernández confirmó la vuelta de las clases presenciales y trató a Macri de "oportunista" - INFO135 16 enero, 2021 at 6:11 pm

[…] El macrismo presiona para que vuelvan las clases como sea, pero los docentes reclaman garantías […]

Respuesta

Salir de los comentarios