27 mayo, 2018

Macri: “Acá mando yo y si el peronismo aprueba una ley contra las tarifas se la veto”

“Vayan y hagan quilombo- le dijo el presidente a un legislador de Cambiemos- pero no se preocupen que ninguna ley que se apruebe va a pasar por acá, antes se las veto porque acá mando yo” dijo un irritado  presidente Mauricio Macri.

El presidente fue claro ante su mesa chica de no aceptar ninguna rebaja del IVA y mucho menos de tocar los empresarios amigos, como Mindlin y Caputo, que  han ganado muchísimo dinero en los dos últimos años.

Para el presidente y sus ministros si una Pyme no puede pagar las brutales tarifas que cierre y lo que producen se importe al país. Nadie lo modificara de sus decisiones, de allí que antes las moderadas criticas de Carrió y los radicales acepto que un 25% de la tarifa de gas se pague en cuotas con intereses.

La política de Cambiemos con relación al aumento brutal  sirvió para un gran negocio de las empresas. Según un informe del diario Ámbito Financiero los balances publicados hasta ahora arrojan los siguientes datos:

Transportadoras de gas: TGN obtuvo en 2017 una utilidad neta de $ 841,8 millones frente a una pérdida de $ 256 millones el año anterior. TGS, que tiene una actividad no regulada además del servicio de transporte, ganó $2.793 millones frente a $ 930,6 millones de 2016, lo que significa que triplicó la ganancia.

Distribuidoras de gas: Metrogas ganó en 2017 $ 774,8 millones frente a una pérdida de $ 604,4 millones el año anterior. Sobre los números de la empresa que todavía no presentó detalles, en el balance de YPF, que es la controlante, se indicó que Metrogas registró menores volúmenes despachados en un 13,1 % y un mayor precio promedio del 70,1 %, totalizando un incremento en sus ventas de $ 3.600 millones o un 48,8 %.

Entre las otras distribuidoras, Gas Natural BAN tuvo una utilidad neta de $ 542,9 millones, un 124,6 % más que en 2016, Camuzzi Pampeana ganó $ 824,9 millones frente a una pérdida de $ 207,4 millones en el ejercicio anterior, Gas del Centro obtuvo una ganancia de $ 770,5 millones, un 444 % más, y Gas Cuyana $ 588,4 millones, un 136,6 % más.

Edenor y Edesur, las dos únicas distribuidoras eléctricas que dependen del Gobierno nacional. Edenor reconoció una ganancia para 2017 de $ 691,2 millones, que está en línea con la recomposición de tarifas, frente a una pérdida de $1.183,5 millones en 2016. Mientras tanto en Edesur, por la cantidad de multas impagas realizó un aumento en la provisión para las sanciones impagas, y por eso, el balance arroja una pérdida de $ 997,8 millones, aun cuando los ingresos aumentaron en un 40,6 %.

El presidente avanza en sus negocios pero ya no sólo son los trabajadores y la clase media los que protestan contras las políticas del gobierno y pierden la confianza en Cambiemos. Ayer, los grandes especuladores nacionales e internaciones apostaron al dólar y el Banco Central tuvo que sacrificar u$s 1.472 millones para frenar la suba de la moneda extranjera y en solo dos meses gasto u$s 4.500 millones.

Facebook

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*