10 julio, 2020

Preocupa a Kicillof la medida de fuerza de los médicos que cortaron la atención a los afiliados del IOMA

A cinco días de asumir, otro frente de conflicto acecha a Axel Kicillof: es que los médicos de La Plata cortaron desde hoy y por tiempo indeterminado la atención a los 300 mil afiliados del Instituto de Obra Médico Asistencial (IOMA) por la deuda millonaria que María Eugenia Vidal mantiene con el sector. La medida de fuerza cayó pésimo en el equipo del gobernador electo porque, según apuntan, el diálogo estaba “encaminado” para que no tomaran esa drástica decisión.

A través de una carta, la Agremiación Médica Platense (AMP) le hizo saber a las autoridades de IOMA que la decisión es “en razón a la falta de pago por parte de IOMA de las prestaciones médicas realizadas en el mes de septiembre 2019”. Y agregaron que resolvieron “iniciar un corte de servicios a los afiliados del Instituto Obra Médico Asistencial desde las 0:00 del jueves 5 de diciembre de 2019 por tiempo indeterminado o hasta que la obra social realice el pago mencionado”.

La deuda asciende a los 100 millones de pesos correspondiente a los honorarios y las prácticas profesionales realizadas desde el mes de septiembre. La AMP intimó el lunes al IOMA a que abone en 48 horas lo adeudado o cortaría la atención, pero no hubo ninguna respuesta del gobierno provincial.

La medida gremial cayó muy mal en el equipo de Kicillof que, aunque todavía no asumió, venía llevando adelante negociaciones con los médicos por entender que la deuda que deja la gobernadora saliente, con muchos proveedores de IOMA, es preocupante y será una de las urgencias a atender a partir del 11 de diciembre. “Con todos los puentes de diálogo entablados, esto parece más una apretada que un reclamo. No negamos la legitimidad del reclamo pero sí es sospechosa la temporalidad”, apuntaron cerca del gobernador electo.

En la asamblea en la que decidieron ir para adelante con la medida de fuerza, los médicos también cuestionaron en duros términos a las autoridades del IOMA y al Ejecutivo por su falta de solución al conflicto y por la gestión en general. “Esta es la peor gestión del IOMA en los últimos 20 años sin lugar a dudas. Esto es un desastre y a la mala gestión se agregó el maltrato y la falta de respeto. Lo único bueno es que se van”, dijeron las autoridades durante la reunión y no descartaron iniciar una denuncia judicial por mal desempeño de los deberes de funcionario público contra el presidente de la obra social, Pablo Di Liscia.

Los afiliados platenses que se atiendan mientras dure la medida deberán pagar al médico en forma particular. Se estima que los médicos que atienden por bono categoría A (gratuito para el afiliado) podrían cobrar 300 pesos de manera particular; los que tienen categoría B facturarían entre 450 y 500 pesos y los que atienden por categoría C (en su mayoría especialistas) cobrarán 600 pesos o más por la consulta. Estas cifras se aproximan a lo que hoy cobran los profesionales entre lo que les paga IOMA y el extra que abona cada afiliado de acuerdo a la categoría del profesional.

Sin embargo, desde la Agremiación Médica aclararon que el valor lo pondrá cada médico de acuerdo a lo que considere pertinente, lo que puede interpretarse como un arancel libre. Los afiliados podrán pedir luego, en cualquiera de los casos, el reintegro del dinero abonado a IOMA.

 

Si te gustó esta nota, mándasela a tus amigos de WhatsApp

Deja tu comentario

Your email address will not be published.


*