8 diciembre, 2016

Unidad de intendentes: no los une el amor sino el espanto

“No los une el amor sino el espanto” escribía Jorge Luís Borges sobre la ciudad de Buenos Aires. Hoy pareciera que los intendentes bonaerenses piensan lo mismo de las políticas antipopulares del gobierno de Mauricio Macri y de allí que hacen esfuerzo para buscar la unidad para el próximo año. En el día de ayer hubo dos encuentros en el medio de la vorágine por la posible detención de Hebe de Bonafini y el segundo ruidazo contra los tarifazos.  El primero fue entre dos pesos pesados que tienen ideas diferentes sobre el futuro del peronismo: Jorge Ferraresi y Martín Insaurralde. El segundo encuentro se dio en Olavarría a partir del Pacto de San Antonio de Padua que motoriza el intendente de Merlo, Gustavo Menéndez, quien reunió un número importantes de intendentes y al presidente del PJ Nacional, José Luís Gioja.

El intendente de Avellaneda, hombre del kirchnerismo que está muy cerca de la ex presidenta y Martín Insaurralde que junto a Gabriel Katopodis armaron el Grupo Esmeralda con una posición más dialoguista, tanto con Cambiemos como el Frente Renovador, se reunieron ayer en Avellaneda. Sus voceros dieron a entender que en la reunión hablaron del traspaso de la Policía Local de la Provincia hacia los municipios, algo que dejaría al ministro Cristian Ritondo con un pie afuera de la Gobernación.

Más allá del proyecto de la Policía Local que les permitiría a los intendentes  manejar  la seguridad de sus municipios también se habló del proyecto de ley que el gobierno de Mauricio Macri quiere imponer en todos los distritos con el voto electrónico, que muchos dudan sobre la transparencia. Y obviamente hablaron de política y como llegar al próximo año manteniendo la unidad de todos los sectores para ganar las elecciones bonaerenses, tanto a Cambiemos como al massismo.

pactoEl segundo encuentro se produjo en Olavarría donde se firmó el compromiso de adherir a la encíclica Laudato Si del Papa Francisco, una tarea que lleva adelante el intendente de Merlo Gustavo Menéndez. Del encuentro participaron intendentes peronistas como Eduardo “Bali” Bucca (Bolivar), Santiago Maggiotti (Navarro), Ariel Sujarchuk (Escobar), Francisco Echarren (Castelli), Juan Carlos “Chinchu” Gasparini (Roque Pérez), Gustavo Cocconi (Tapalqué), el diputado provincial Walter Abarca y presidente del PJ Nacional, José Luís Gioja, además de un número importante de dirigentes del peronismo de la zona.

Luego de la firma  del Pacto de San Antonio de Padua, donde también participaron intendentes radicales de la región, los jefes comunales del peronismo hablaron sobre la realidad y la necesidad de mantener la unidad, con lo cual se volvió a acordar no hablar de candidaturas hasta marzo del próximo año.

Tanto en la reunión de Ferraresi-Insaurralde como en la de Olavarria, la mayor preocupación es el temor a un estallido en los sectores más vulnerables por las medidas económicas como el aumento de las tarifas, los alimentos y el transporte, además de la perdida del trabajo informal y también el formal de las Pymes y los comercios del Gran Buenos Aires. Hoy el aumento de los comedores populares creció más de un 60 por ciento dicen los jefes comunales.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*