15 diciembre, 2017

Ahora sí, Macri dio el visto bueno para la detención de Cristina, y Bonadio cumple

El presidente Mauricio Macri durante dos años dudó sobre la conveniencia de meter presa a Cristina Kirchner, más allá de los insistentes pedidos de Héctor Magnetto, el CEO de Clarín, pero en las últimas semanas se sumaron varios hechos que lo llevaron a dar el visto bueno para que, finalmente, se lleve adelante esta brutal embestida que empezó a concretarse en las primeras horas de hoy.

La tragedia de los 44 marinos muertos en el submarino ARA San Juan, el asesinato del joven mapuche Rafael Nahuel por un tiro en la espalda y el principio de rebelión del peronismo y una parte del movimiento obrero contra las reformas previsional y laboral, obligaron a los grandes medios hegemónicos a cambiar el eje en las tapas de los diarios. “Meta presos a todos”, le ordenaron al juez Claudio Bonadio, y éste cumplió.

Por eso mismo, no llama la atención lo que pasó durante esta madrugada y la mañana de hoy, con las detenciones de Carlos Zannini, Luis D’Elía y Héctor Timmerman (en este caso, prisión domiciliaria por razones de salud), además de los procesamientos de Oscar Parrilli y Andrés Larroque, a quienes además se les impuso la prohibición de salir del país.

“Inédita y grotesca campaña de persecución política, mediática y judicial”. Con estas palabras, Cristina Kirchner había calificado su  más reciente citación a Tribunales. Se refería, claro, a la nada sutil ofensiva del macrismo a través del llamado ‘partido judicial’, donde ella aparece como la figura más apuntada.

Por eso mismo, esta virtual cacería que se lleva adelante, se transforma en el mejor cierre del año para la Casa Rosada, desde donde se busca, de manera obsesiva, la ansiada foto de la ex presidenta esposada camino a  una prisión.

El hecho es que Bonadio apretó el acelerador en la denuncia del fiscal fallecido fiscal Alberto Nisman, contra la firma del Memorándum con Irán. Sin embargo, aquel Memorándum fue aprobado en el Congreso por diputados y senadores, y ni siquiera aquellos que lo votaron en contra advirtieron que se trataba de algo ilícito.

Concretamente, a Cristina se la acusa de encubrimiento y de “traición a la patria” porque supuestamente ese texto favorecía a los iraníes. Lo curioso es que los hechos evidencian que no hubo ningún efecto real del acuerdo con Irán, ya que no se levantaron las alertas rojas, ni hubo cambio de petróleo por granos, ni se armó ninguna pista alternativa a la que apuntó contra Irán.

De ahí que las detenciones de las últimas horas, sumadas a las del ex vicepresidente Amado Boudou y del ex ministro Julio De Vido, evidencian con claridad el alevoso alineamiento que los tribunales de Comodoro Py tienen con la Casa Rosada, con la gravedad que implica que tales detenciones se llevan adelante sin indagatorias ni prisión preventiva.

La perversa lógica política que manejan en los despachos del Gobierno y en los Tribunales, es que todo puede servir. La premisa es que si a Cristina no la pueden encarcelar por corrupción, bueno, bienvenida sea entonces la idea de reflotar lo de “traición a la patria”.

Tanto es así, que para permitir la reapertura de la denuncia de Nisman contra CFK, se tomó como prueba una grabación ilegal en la que el ex canciller Héctor Timmerman no dice nada distinto de lo que hizo público en los últimos años: que los sospechosos del atentado contra la AMIA son iraníes, y que el camino para que declaren ante la justicia es negociar con Irán.

En definitiva, está más que claro que se busca instalar en la opinión pública que “Cristina y sus secuaces” son, lisa y llanamente, traidores a la patria y que, por lo tanto, lo menos que merecen es ser consumidos lentamente por las llamas en una plaza. Y para que el espectáculo sea completo, con las cámaras de TN, claro, transmitiendo en vivo y en directo.

1 Comment on Ahora sí, Macri dio el visto bueno para la detención de Cristina, y Bonadio cumple

  1. No muchachos. No fué un “visto Bueno” de maurizzzzzzzzzio, fué orden directa de Magneto para tapar los desastres que hacen minuto a minuto, el malestar de los familiares de la plana del ARA San Juan, jubilados, aumentos de combustible y de los servicios, y para Magneto, FUNDAMENTALMENTE la fusión de telecom y Cablevisión, porque con eso, el grupo Clarin se apropia de Telecom y por ende, el 50% de las comunicaciones y el 85% de la distribución de señales televisivas, radiales, etc.

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*